Neutralidad tecnológica

El término neutralidad tecnológica se lleva empleando desde hace tiempo para intentar acabar con la posición dominante de ciertas empresas (léase Microsoft) en la Administración Pública y permitir el acceso electrónico de cualquier usuario, sin importar el sistema operativo o el navegador que utilice.

Me duele en lo mas profundo ver que a día de hoy esa neutralidad tecnológica sigue siendo un término que queda de lujo en los libros, pero que no deja de ser una utopía. El caso es que ayer intenté presentar un formulario en la Agencia Tributaria y, tras varios intentos fallidos de hacerlo desde un equipo con Ubuntu y Firefox, tuve que sucumbir y utlizar otro equipo con Windows. Este caso particular puede aplicarse a otras situaciones igualmente discriminatorias como la presentación de la Declaración de la Renta.

Hasta cuando la Administración Pública se dará cuenta de que, a pesar de que los usuarios de Linux somos minoría, no dejamos de ser ciudadanos de pleno derecho y exigimos (sí, has leído bien, exigimos) un trato igualitario.

Y ya que estamos exigiendo no estaría de más que algunas empresas privadas, que en su día fueron públicas, se apliquen el cuento y apuesten, de una vez por todas, por la neutralidad tecnológica.

3 thoughts on “Neutralidad tecnológica

  1. Pingback: Bitacoras.com

  2. Me ha pasado algo parecido esta semana al intentar abrirme un “Correo electrónico seguro” de Correos: al final tuve que hacerlo con Ie7 en WinXp (y aún así me costó bastante), porque con Ubuntu era imposible.

    Pero sobre esto de Hacienda, acabo de mirar el borrador, utilizando el certificado digital, con Firefox desde Ubuntu, y ningún problema.

    Genial el blog, siempre lo leo. Saludos.

  3. Pingback: Malditas transferencias de competencias | Un Mundo Libre

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Proudly powered by WordPress
Theme: Esquire by Matthew Buchanan.